mundo turistico

0

Dónde viajar en 4 ó 5 días: ciudades, islas y zonas rurales

Irene 11 abril, 2019

Viajar es hacer un paréntesis en una rutina y hay pocas cosas que causen tanto placer como escapar unos días tanto fuera de nuestro país como en el nuestro propio. Por eso, queremos ponéroslo fácil y daros ideas de viaje si tenéis 4 o 5 para ello. Entre ellos habrá destinos cercanos y otros un poco más alejados pero aunque sea fugazmente, disfrutaréis de sus encantos. Seguro.

Hemos visitado todos los destinos, por lo que han pasado un filtro de calidad. Os aseguramos que os harán quitar estrés y sumar felicidad, paisajes únicos para vuestra vista y experiencias que de un modo u otro os enriquecerán. ¿Pensáis quedaros aún así en casa? ¡Muy mal!

Oporto, la ciudad manejable

Oporto es una ciudad relativamente pequeña y que en tres días podréis conocer bien, pero siempre es un poco mejor tener más tiempo. Entre sus imprescindibles está pasear por la ribera y tomar unos vinos, disfrutar de sus vistas (mi recomendación son los jardines del Morro) y visitar la preciosa librería de Lello e Irmão.oporto-foto

El resto, es básicamente quedarte embobado de su preciosa arquitectura, disfrutar de su ambiente y el aire decadente de la ciudad. Pocos rincones serán los que no te hagan fijar la atención. Es muy bonita.

Algarve, la vida fácil del verano

Aunque desde algunos puntos de España puede ser una paliza llegar en coche al Algarve, es un destino que merece mucho la pena. Tiene un paisaje y unas playas preciosas, y en Portugal siempre se está muy agusto en mi opinión.playa-marina-foto

Nosotros estuvimos cuatro días y como nuestro viaje era eminentemente playero, vimos bastantes arenales y nos dejamos llevar por la vida fácil del verano. Visitamos La Albufeira, la playa de La Marina, playa de Carvoeiro, Sagres y la Praia Do Tonel, las cuevas de Ponte Da Piedade y Lagos. Un destino muy recomendable para época estival.

Fuerteventura: el paraíso playero de las Canarias

Otra maravilla para disfrutar de un viaje de verano… En cualquier época del año es Fuerteventura. Se trata de una isla alargada pero manejable y con un montón de playas para perderte en ellas: la del Cotillo, las Dunas de Corralejo, la playa del viejo Rey -en La Pared-, cualquiera de la península de Jandía o Cofete, la más salvaje de todas ellas.playa-cotillo-2

Además de playas, sol y buen vivir, puedes probar a hacer un deporte de viento o a iniciarte en el esnórkel en la Isla de Lobos. Cada día recomiendo con más ahínco las excursiones cerca de casa, ya que España es un país alucinante. Además, en webs de viajes como Voyage Privé puedes encontrar ofertas y paquetes que te harán desear salir de casa de forma urgente.

Tenerife: la isla canaria más completa

Otro de los destinos más completos para un viaje de 4 o 5 días es sin duda Tenerife. En estas jornadas puedes descubrir el norte, con un paseo que vaya de Masca a Garachico y después a Anaga. Y bajar a las playas del sur, donde te recomiendo la del Duque, la del Médano y si tienes medio día, la de Diego Hernández. Pasando claro está por el Teide.

mirador-carmen-cruz

Siempre he defendido que Tenerife es una isla súper completa y si tienes al menos una semana será mucho mejor, ya que La Laguna, la playa de las Teresitas o Los Gigantes son sitios que también merecen la pena. Yo fui una vez cinco días… Y volví.

País Vasco francés: un viaje encantador

Hice este viaje la Semana Santa pasada y me encantó. Además de poder conocer el País Vasco, donde yo volví y me quede igual de maravillada que otras veces, en un momento cruzas la frontera y estás en otro país conociendo lugares llenos de encanto.

bayona6

Os recomiendo mucho San Juan de Luz, Biarritz y sobre todo Bayona, urbe histórica pero también con una arquitectura que me dejó maravillada y una elegancia francesa inigualable. Aunque no teníamos mucho tiempo, recorrimos también Labastida Clairance, San Juan de Pie de Puerto, Sara, Ainhoa y Espelette.

Berlín: la ciudad con rollazo

Las grandes capitales europeas son sin duda lugares donde poder disfrutar también de días intenso de turismo y pateo durante 4 ó 5 días. Yo de hecho hice todas las que mencionaré incluso en menos. Para Berlín fueron tan solo tres días y suficientes (por supuesto, con más días, podrás ver otros cuantos lugares interesantes), aunque me encantaría volver.

Bien pateada, se puede ver lo más esencial del centro (nosotros elegimos la opción del free tour), ir a la zona del Muro de Berlín e incluso visitar el Tiergarten. Incluso reservé un día para ir al campo de Concentración de Sachsenhausen y poder conocer de cerca los lugares que marcaron de tan triste forma la urbe.

París: la ciudad del amor

París también la recorrimos en tres días y a excepción de los museos, que nos quedamos con las ganas de conocer, recorrimos bien la urbe. Paseamos por los Campos Elíseos, paseamos a orillas del Sena, subimos a Norte Dame, nos fijamos en cada detalle del barrio Latino y nos perdimos por Montmatre.

montmartre-paris

Pero con tan poco tiempo, no solo vimos lo más conocido si no que nos dio tiempo a acercamos al mercadillo de Las Pulgas y a tomar algo en la plaza de Aligre, que nos recomendó una señora que conocimos por la noche.

Londres: escapada urbana por excelencia

En cuatro días conocimos bien la ciudad, aunque seguramente siempre puede ser en mayor profundidad. Es imprescindible ir al Palacio de Backhimham, Hyde Park, el Big Ben, la Torre de Londres o el centro más puro de la ciudad, pero también nos dejamos llevar en sus mercadillos o tomamos algo en los bares con vistas de la urbe.

Además de Candem Town y Portobello, que nos encantaron, esta vez recorrimos Spitafields. La zona es muy underground y tiene mucho ambiente. Brick Lane es su calle de referencia. Londres es una ciudad con mucho rollo y en cuatro o cinco días podrás disfrutar claramente de ella.

Copenhague: la ciudad moderna

Si te gustan las ciudades modernas, limpias, verdes y desarrolladas, Copenhague merece mucho la pena. Además de su famosa sirenita, no te debes perder el puerto de Nyhavn y sus fachadas de colores, el barrio «libre» de Christiania, el mercado de PapirØen o los barrios más cool de la ciudad, como Vestebro. Como le sucede a otras ciudades, lo mejor de Copenhague es visitarla como si vivieras en ella, recorriendo su biblioteca, alquilando una bici o comprando en sus tiendas de ropa.

nyhavn-copenhague

También hay castillos que visitar en las afueras de la ciudad. Nosotras con tan solo tres días, elegimos el de Fredericksborg, que está cerca y merece mucho la pena tanto por su construcción, como interior y exterior.

Además, este puede ser un genial destino si eres  amante del cine independiente. Os recomiendo leer nuestro post de la relación entre este tipo de películas y Copenhague o Dinamarca en general.

Ámsterdam: la ciudad más bonita de Europa en mi opinión

Siempre digo que Ámsterdam me parece la ciudad más bonita de Europa. Es pequeña, manejable y quizás no esté repleta de lugares para ver, pero cada esquina, rincón, plaza o calle tiene preciosas fachadas, locales o detalles en los que fijarte. Me parece por completo una maravilla.

Teniendo 4 ó 5 días, te recomiendo que visites la casa-museo de Ana Frank, el mercado de las flores, el museo de Van Gogh, el parque principal y los mercadillos que hay en la urbe. Pero también te dará tiempo a ver alguno de los pueblos coquetos que tiene cerca: Edam, Markem o Volendam. Estoy segura de que este recorrido te encantará.

Asturias: una escapada natural

Por último, voy a meter una escapada más de naturaleza para poder elegir entre planes diferentes y la elegida para tal cometido es Asturias. Con este tiempo, puedes ver sus principales ciudades, Oviedo y Gijón; y acercarte a los Lagos de Covadonga, parando en Cangas de Onís; y acercarte a Llanes para hacer su ruta costera y conocer sus principales playas.

Si quieres más alternativas, cerca de Oviedo puedes hacer la ruta de las Xanas; y otra buena parada es el pueblo de Lastres, que es precioso y tiene vistas al mar.

Bélgica: la escapada perfecta

Bélgica un país al que viajar bastante barato y que además de ser interesante por su capital, aún te permitirá escaparte a otras ciudades cercanas llenas de encanto. Yo yendo un sábado, visité el centro de Bruselas y algunos sitios de interés (la Grand Place, el Manneken Pis o el bar Delirium Tremens) en medio día y dediqué otro a Gante, recorriendo la ciudad con guía. Con un fin de semana será suficiente para empaparte del encanto de esta zona.

gante-monumentos

Be Sociable, Share!

About Author

Irene

Periodista desde 2008. Bloguera de viajes y Community Manager desde 2010. Viajo cuando puedo; el resto del año trabajo, salgo a correr, leo, disfruto de mi ciudad y mi gente y veo pelis View all posts by Irene →

Deja un comentario

Los datos que los lectores proporcionen en este formulario serán tratados por Irene Somoza. La finalidad de la recogida y tratamiento de estos datos se produce tan solo para identificar a quién realiza el comentario. Podrás ejercer el derecho de rectificación y anulación de los presentes datos enviando un email a iresomoz@gmail.com, así como el derecho de presentar una reclamación. Más información en la política de privacidad de nuestro site.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Login to your account

Can't remember your Password ?

Register for this site!

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies