mundo turistico

3

Blog trip: Mi primera vez

Irene 26 junio, 2014

Si conocen un poco el mundo de los blogs de viajes, sabrán que hay algo que todos (o casi todos) parecen desear: ser invitados a un blog trip. ¿Qué es un blog trip? Es un viaje organizado por empresas turísticas (asociaciones empresariales de fomento de un destino, Patronatos de Turismo, cadenas hoteleras, aerolíneas u otras empresas del sector turísticas relevantes con presencia y apuesta por el canal online) con el objetivo de promocionar un destino, actividad o marca, a través de la actividad en tiempo real y posterior en sus publicaciones por parte de blogueros de viajes. En medios tradicionales, reciben el nombre de viajes de prensa o presstrip, y con la traslación al mundo de los blogs, blog trip.

Quizás tengan la idea que tenía yo antes de hacer el primero: lo veían como una forma gratuita de conocer un destino y ¡bienvenidos sean! Pero también como algo promocional, como la típica charla o rueda de prensa donde los que organizan algo normalmente “van a hablar de su libro”. Por eso a veces no entiendo por qué todo el mundo quiere ser invitado a este tipo de viajes. Están bien, repito, sobre todo para conocer una ciudad a gastos pagados y tener relación tanto con aquellos que trabajan día a día para impulsarlo (vamos, conocer la ciudad desde dentro), así como también con otros blogueros que hacen lo mismo que tú, pero se llevan un poco por delante eso por los que muchos adoramos viajar: sentirnos libres.

collage

Esa es mi idea general sobre los Blogs Trip, pero ahora pasemos a la experiencia, que es lo que realmente importa. Fui invitada a conocer Cádiz el pasado abril con otros seis blogueros por la Asociación de Empresas Turísticas de Cádiz, el Patronato de Turismo de la ciudad y la Asociación Dos Mares. La organización estuvo muy cuidada desde el primer momento: nos iban avisando de las cosas que haríamos y de cómo nos repartiríamos en hoteles en la ciudad, poco a poco, y desde el primer momento quisieron dejar claro que no querían tampoco avasallarnos con actividades, ya que además de ser su filosofía, querían que sobre todo viviéramos la ciudad: y Cádiz es una ciudad bella y tranquila, donde una de las mejores cosas que debemos hacer es disfrutar de paseos lentos, de las vistas de la playa, de la gente y la gastronomía. Vamos, de su forma de vida. De ahí el hashtag: #Cadizlifesyle.

La organización fue también sobre el terreno lo que parecía por email: desde el primer momento, fueron muy atentos, nos contaron la Historia y las historias de la ciudad, nos facilitaron las cosas siempre y sobre todo, fueron gente cercana que se convirtió en parte de la esencia de nuestro viaje. Paradigmático fue la primera visita en la ciudad. Luis, co-creador de la aplicación viajera GuideoApp y miembro de la Asociación de Empresas Turísticas de Cádiz, nos mostró una casa burguesa típica de la ciudad y tras la explicación dijo: ¡Y ahora vamos a subir a comer! Nosotros pensamos que era una broma, pero no. La primera visita fue a una casa de la ciudad, una casa real con personas reales, donde comimos y charlamos tranquilamente. Fue simbólica esta visita por el tipo de visita y por el trato; simbólica de lo que habría de ser el resto del viaje.

cadiz-foto

Todo salió muy bien, las distintas actividades (que las podéis leer en los artículos sobre la tradiciones, las actividades y la gastronomía de la ciudad) fueron amenas y nos acercaron a la ciudad desde distintos puntos de vista. Y el último día nos despedimos de los organizadores con pena. De verdad, fue un placer vivir y sentir Cádiz con ellos.

Capítulo a parte, aunque fue todo uno (y así es como debería ser en mi opinión), fue el trato y relación con mis compañeros de viaje. Como he dicho al principio, era mi primer blog trip y esto iba a suponer que iba a hablar de una actividad que llevo haciendo cuatro años en solitario –aunque en serio, podría decir que dos-, sin ir nunca a Fitur y teniendo relación virtual con tan solo otros dos blogueros y de forma muy puntual. Supuso para mí una reflexión sobre cómo escribir, cómo enfocar el blog, cómo tratar las redes sociales, Google y otros tantos temas, pues además de que conocí sus blogs y comparé (eso ya lo había hecho anteriormente), hablamos sobre este tipo de cosas, que suelen ser las que ocupen la cabeza de un bloguero de viajes. Aprendí mucho y conocí a gente muy interesante, cada uno con algo que aportar; diferentes, pero todos con ilusión. Con ese salero y esas ganas de aprender que suelen definir a los viajeros.

cadiz-foto

Y en este punto me gustaría hacer una reflexión. ¿Son realmente efectivos los Blogs Trip? Hay mucha gente que puede poner en duda su valor y yo no creo que tengan una razón de peso para mantenerlo. Porque además de que se generó una inmensa cantidad de actividad en redes sociales, con respuesta y sobre todo, de calidad, después Cádiz ha aparecido en todos nuestros blogs, con las visitas, comentarios y shares en las redes sociales correspondientes. Lo que se podría considerar como un viaje a gastos pagados para escribir en el blog va mucho más allá: los blogueros estamos todo el rato haciendo fotos, compartiéndolo en las redes sociales y creando ruido en torno a una ciudad que tiene su momento de protagonismo. Protagonismo que se alarga mucho después del viaje.

amigos

Por otro lado, me van a permitir que haga una mención especial al bloguero que vino conmigo desde Madrid, porque así se harán una idea de cómo pueden ser las relaciones personales que se generan en un viaje así. Hace tiempo hice otro viaje de este tipo pero en mi empresa y ya entonces creé un vínculo especial con mi compañera de tren. Se llama Jesús y es co-editor del blog Vero4Travel. Aunque no nos conocíamos habíamos quedado en la estación, pues nos habíamos hecho una idea de cómo éramos gracias a Facebook. Él es un tipo muy metido en esto desde hace tiempo, con una visión muy profesional del blog y muy abierto, simpático, no cuesta nada entablar una conversación con él. Conmigo por norma general tampoco. Pues así fue, estuvimos cuatro horas sin parar de hablar, sin ni siquiera enterarnos de que pasamos por Sevilla y el buen rollo se mantuvo todo el viaje. Luego llegaron los retuits falsos, las risas y los mojitos. Vamos, como la seda.

*Aunque este tema es a veces algo controvertido en un mundo cada vez más profesionalizado, he intentado dar mi visión; llana, natural y simplemente contando mi experiencia. Muchos lo verán como una mirada inocente, supongo, pero esta fue mi verdad. He rechazado otros blogtrips por tema de agenda o porque no me ofrecían un destino que me llamase especialmente la atención, y para eso mejor elegir uno por mi cuenta. No fue así en este caso y puedo decir que las ventajas superaron con creces a los posibles contras de participar en algo así. De hecho, he vuelto a Cádiz recientemente y espero hacerlo muchas más veces. Fue y siempre será un viaje especial.

Be Sociable, Share!

About Author

Irene

Periodista desde 2008. Bloguera de viajes y Community Manager desde 2010. Viajo cuando puedo; el resto del año trabajo, salgo a correr, leo, disfruto de mi ciudad y mi gente y veo pelis View all posts by Irene →

Comments (3)

  1. Siempre lo digo, los viajes son las personas y en este blogtrip creamos un grupo estupendo de trabajo no solo con el resto de prescriptores sino también con los organizadores, sin lugar a duda uno de los mejores en cuanto a »buen rollismo» de los que recuerdo.

    Muchísimas gracias por la mención, la verdad es que el sentimiento y el afecto es mutuo pero a día de hoy sigo sin estar seguro de si pasamos por Sevilla, de verdad… que no!!!!! :). Creo que nos juntamos dos personas con las que no cuesta entablar conversación y así fue como pasamos los días como si fuesen segundos :).

    pd: la foto está muy chula 🙂

    Jesús!
    Vero4travel

  2. jeje, gracias Jesús!

    desde luego, suscribo todo lo que dices. De hecho, aún tengo que mostraros mi paso por el #CadizlyfestyleII, ya que el finde aproveché para pasarme por allí cuatro días y quedé con Luis para tomar una cervecita.

    Eso sí, fui en autobús y sigo sin saber si pasamos por Sevilla! jajaja

    Un besazo,

    Irene

Deja un comentario

Los datos que los lectores proporcionen en este formulario serán tratados por Irene Somoza. La finalidad de la recogida y tratamiento de estos datos se produce tan solo para identificar a quién realiza el comentario. Podrás ejercer el derecho de rectificación y anulación de los presentes datos enviando un email a iresomoz@gmail.com, así como el derecho de presentar una reclamación. Más información en la política de privacidad de nuestro site.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Login to your account

Can't remember your Password ?

Register for this site!

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies