mundo turistico

0

Varanasi: qué ver en 3 días

Irene 29 mayo, 2018

Si tuviera que recomendar un solo lugar de mi viaje a India, sería Varanasi. Fue de hecho el motivo por el que un día comencé a empeñarme en visitar ese país que tanto respeto me daba y a la vez tanto interés me causaba. Y cumplió sobradamente las expectativas. Varanasi es una de las siete ciudades sagradas del hinduismo y el grado de espiritualidad que la rodea, concentrado en el río Ganges y las cremaciones que allí tienen lugar, hacen de ella un lugar apasionante.

De poco sirve hablar de la experiencia en Varanasi sin conocer su importancia en La India. La ciudad es considerada por la religión hindú un lugar simbólico y los feligreses van a morir allí porque creen que así se cierra el ciclo de reencarnaciones -si perecen en la urbe o a setenta kilómetros de la misma-.

madre-hijo-varanasiautentica-varanasi

Por ello, es también ciudad de peregrinación y eso hace que turistas y locales conviertan las calles que llevan a los ghats que dan acceso al Ganges en caudales gigantescos de gente. Allí, los hindúes expían sus pecados bañándose en las aguas sagradas y altamente contaminadas del río. La imagen es cautivadora para quien tiene una cultura radicalmente diferente y piensa sin revelarlo “¿pero cómo pueden?”. Y con un poco de esfuerzo, te vas sumergiendo en su forma de ver las cosas y llegas al puerto contrario, donde entiendes que para ellos será igual de difícil comprender nuestras costumbres.

varanasi

La muerte, presente Varanasi

La muerte está impregnada en el carácter de esta ciudad, por lo que a veces puede resultar decadente, otras solemne… pero en la mayoría de las ocasiones, se convierte en una apabullante celebración de la vida. La antigua Benarés, una de las ciudades más ‘viejas’ del mundo, es tan atractiva como vital. El caos de las calles adyacentes que salen de los ghats es tremendo, mezclando locales comerciales, locales de comida, centros de oración, vacas, moscas, hoteles, viajeros, sadhus o moribundos. Son un verdadero laberinto donde podemos correr el riesgo de perdernos, pero en algún momento acabaremos encontrando el Ganges. La salida, el centro, el lugar que sirve como referencia.

No hay que tener miedo porque, como el resto de India, parece un lugar seguro. Eso sí, en mi opinión, lo mejor es ignorar los ofrecimientos más allá de una foto si no te interesa comprar o preguntar algo concreto. Lo peor es sin duda la suciedad. Hay quien pensará que es algo habitual en La India, pero quizás la concentración de tantísima gente unida a lo estrechos que son los callejones hicieron que yo lo notara en muchísima mayor medida en esta ciudad.

mujer-te-indio

Desde el punto de vista viajero, considero imprescindible coger un barco y navegar lentamente por el Ganges, sintiendo el peso de todo lo que supone este río en Varanasi y en La India. Aunque hay muchísimas embarcaciones, al ser tan pronto y estar a medio camino entre el sueño y la realidad, el momento no lo viví para nada turístico. Poco a poco, la luz comienza a encender la ciudad, que se ve preciosa de frente, llena de color y de vida, de personas que se creen más puras al acometer el sencillo ritual de verter agua sobre su cuerpo. Creo que me encantó la estampa porque los edificios son muy antiguos y su apariencia un tanto decadente, con lo que creí haberme trasladado años atrás.paseo-barco-varanasi barco-varanasiLa vida de Varanasi también sucede a golpe también de ceremonias. A primera hora, tiene lugar una de ellas, que pudimos disfrutar desde el barco que tomamos para dar el paseo de rigor por el Ganges. Por la tarde, al caer el sol, se celebra la Ganga Aarti en el ghat Dasaswamedh, reuniendo una gran cantidad de gente…tanta que a nosotros nos agobió.

Aunque no es una ceremonia pública, las cremaciones que tienen lugar durante todo el día en Varanasi son la expresión de las creencias que tan fuerte golpean esta ciudad. Manikarnika Ghat es el más importante e impone. Los edificios, roídos por la ceniza, parecen tan inalterables como la propia muerte.

Manikarnika-ghat-varanasi

Vimos las piras funerarias a lo lejos, en el paseo que dimos en barco la primera mañana en Varanasi, aunque entonces todavía estábamos asimilando lo que representaba. Volvimos, claro, dos veces más, pegados a un extremo del ghat, intentando ver y entender el proceso. En los dos casos, no vimos mucho más que el fuego abrasador, aunque el silencio decía demasiado en esos momentos. En estas zonas está prohibido sacar fotografías por respeto, algo que seguimos a rajatabla.

Paseando por los ghats de Varanasi

La segunda vez y después de recorrer el ghat por lugares donde siempre teníamos la duda de saber si éramos bien recibidos –no pasó nada, así que os aconsejo entrar hasta donde os digan algo-, quizás guiados por la luz tan atrayente de Varanasi, paseamos del Manikarnika Ghat hacia el norte, donde aún hay edificios interesantes y un ambiente mucho más tranquilo.

hombre-varanasi

Los recorridos por los ghats siempre son una buena forma de alejarse un poco del caos más loco de Varanasi, que suele tener lugar en las calles interiores. Incluso sentarse en las escaleras viendo cómo transcurre la vida india podrá ser posible sin apenas intercepciones. Nosotros partimos en más de una ocasión desde Dygpatiya Ghat, que se podría considerar el principal, hacia Jain Ghat, que es más tranquilo. Otra de nuestras actividades favoritas era simplemente parar a tomar algo; un agua en las mañanas o una caña a la noche, en una de las cientos de terrazas que hay con vistas al río.

ganges-varanasi-vida ghats-varanasi

Las calles interiores merecen ser paseadas para descubrir el mercado local, donde hay cientos de cosas y bastante interesantes. Quizás es el lugar donde más se van a ofrecer personajes que os reconocerán día tras día. Yo me lo tomaba ya como si fueran mis amigos. Teníamos una pequeña conversación y luego se iban. Contrastaban con los comerciantes con los que hablé para comprar un sari para una amiga, que en sus tiendas, con mucha más calma, me ayudaron con cercanía y amabilidad, en lo que parecía otra India. En cuanto a templos, se reconoce entre las callejuelas una larga cola para entrar al Vishwanath, donde nosotros no fuimos por una mezcla de rechazo a agobiarnos y porque la entrada de extranjeros no está demasiado clara y no teníamos ganas de confusiones.

Más allá de Varanasi: Sarnath y la Universidad

Hay vida más allá del Ganges y también forma parte de Varanasi. Una escapada a la Universidad de la ciudad será por ejemplo una huida hacia la calma y podremos echar una mañana tranquila si nos sentimos un poco agobiados ya de tanta espiritualidad. Aunque la religión también está presente en los centros educativos y además de bonitos edificios, podremos visitar varios templos. Pero sin duda el espacio verde que supone es lo más disfrutable de la visita.

Por su parte, Sarnath supone cambiar un poco de ámbito y meternos de lleno en un lugar importante para la religión budista, que muchos no saben que nació también en este país. Allí destaca la estupa Dhameka, un monumento de forma circular donde se supone que Buda dio su primer sermón, y también un templo budista donde se puede entrar. El recinto ajardinado es una delicia, aunque el lugar está tan perfectamente preparado, que al lado de Varanasi se me quedó un poco prefabricado.

sarnath

Reconozco que me atraía tanto la ciudad que no me apetecía estar en otro lado que no fuera en un ghat viendo aquel espectáculo de vida.

Datos prácticos

Alojamiento. Una de las principales dudas cuando se aloja uno en Varanasi es ¿mejor lejos del Ganges o en los alojamientos que están situados sobre este mismo? Yo elegí la primera opción pero creo que cada una tiene sus ventajas. Eso sí, de alojarse en el Ganges que sea en uno de los ghats y no en un alojamiento al que haya que llegar por sus calles laberínticas, pues por la noche apenas hay luz en esas zonas. Aunque no me alojé allí, una viajera que conocimos nos recomendó para comer, alojarse o tomar algo el Hotel Alka, que pudimos disfrutar y nos encantó.

Nuestro alojamiento fue el Jansi Hotel, un alojamiento muy correcto desde el que es relativamente fácil llegar andando al Ganges. Nos gustó tomar distancia para acercarnos allí cada día caminando y observando la vida de Varanasi.

jansihotel

Dónde comer/beber. El Hotel Alka y el Dolphin Restaurant son dos buenas opciones para comer y cenar en Varanasi. Para tomar algo, hay muchas terrazas y como cada una da una perspectiva diferente del lugar, aconsejo cambiar cuanto se pueda.

Cómo moverse. Llegamos a Varanasi en tren, pero teníamos allí contratado un conductor con la agencia con la que contamos durante todo el trayecto en la India, Shyam Tours, y con quién hicimos los desplazamientos. Recomiendo contar con ellos, pues es en los transportes en los que existe mayores problemas viajeros. Les podéis contactar en el email msshayam93@gmail.com y hablan en castellano.

varanasi-barco-mañana

Otros destinos en India. Nuestro viaje a India duró 25 días y fue una experiencia súper recomendable. El país es totalmente diferente al nuestro y aunque chocamos en ciertas cosas, hubo otras que nos entusiasmaron. Ya hablamos de ello en varios post sobre primeras impresiones y  confusiones comunes en la India.

Por otro lado, cada destino que elegimos nos gustó a su modo, teniendo siempre visitas interesantes y una vida intensa que nos atrajo. Si os interesa os dirijo a los artículos de nuestros anteriores destinos:  AnkleshwarUdaipurMont AbuJodhpurJaisalmerBikaner, Agra, Jaipur, Orccha y Khajuraho, todos ellos lugares con su especial encanto como adelanté. India es apasionante. 

Be Sociable, Share!

About Author

Irene

Periodista desde 2008. Bloguera de viajes y Community Manager desde 2010. Viajo cuando puedo; el resto del año trabajo, salgo a correr, leo, disfruto de mi ciudad y mi gente y veo pelis View all posts by Irene →

Deja un comentario

Los datos que los lectores proporcionen en este formulario serán tratados por Irene Somoza. La finalidad de la recogida y tratamiento de estos datos se produce tan solo para identificar a quién realiza el comentario. Podrás ejercer el derecho de rectificación y anulación de los presentes datos enviando un email a iresomoz@gmail.com, así como el derecho de presentar una reclamación. Más información en la política de privacidad de nuestro site.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Login to your account

Can't remember your Password ?

Register for this site!

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies